miércoles, 15 de marzo de 2017

PRUEBAS Y AFLICCIONES...



Charles Spurgeon


El pueblo de Dios tiene sus pruebas. 

Cuando Dios eligió a su pueblo nunca pensó que no experimentaría pruebas. Fueron elegidos en el horno de la aflicción. Nunca fueron elegidos para la paz mundana y el gozo terrenal. 






Nunca les fue prometida la libertad de las enfermedades ni de los dolores de la mortalidad, pero cuando el Señor, su Dios, escribió los estatutos de los privilegios, incluyo los castigos entre las cosas que inevitablemente heredarían. 

Las pruebas son una parte de nuestra porción, están predestinadas para nosotros en el último legado de Cristo. Tan seguro como que las estrellas fueron creadas por sus manos y sus órbitas fueron fijadas por él, es que nuestras pruebas nos fueron asignadas.

Él a ordenado su tiempo y lugar, su intensidad y el efecto que tendrá sobre nosotros. Los hombres buenos nunca deben esperar escapar de los problemas, y si lo hacen, van a decepcionarse, pues ninguno de sus predecesores han dejado de tenerla. 






______________________________

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

No se permiten comentarios Anónimos, solo con cuenta de Google (Gmail). Gracias.

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...