martes, 7 de octubre de 2014

LA MENTIRA RELIGIOSA: LA FARSA DE LOS PASTORES LADRONES "EVANGÉLICOS"



COMO SE PAGARÍA EL ALQUILER, Y VIVIRÍA EL PASTOR, SI NO SE COBRARA EL DIEZMO?



La obra es de Dios, no de los hombres, por lo tanto si aún puede mover los corazones de los inconversos para que se acerquen a Cristo y reciban la salvación de gracia, mayormente podrá mover los corazones de los que ya son salvos para que tengan un lugar donde reunirse, siempre y cuando allí se obedezca lo que Él ha revelado en Su Palabra, porque eso significa "reunirse en Su Nombre" cumplir con lo que el Señor ha mandado, someterse a Su voluntad. 






Mat 18:20 "Porque donde están dos o tres congregados en mi nombre, allí estoy yo en medio de ellos".

Las iglesias del Nuevo Testamento, que fueron diseñadas conforme al corazón de Dios, no tenían que pagar alquiler porque funcionaban en pequeñas congregaciones en las casas de los hermanos, donde todos ejercían sus dones que el Espíritu Santo ha repartido a cada hijo de Dios en particular (1Cor.12:11) y cada cual trabajaba por su propio sustento.

El Señor Jesucristo, quien es el dueño de la iglesia y príncipe de los pastores, estableció y ordenó un método natural para además de todo el simbolismo que expresa, regular el tamaño de cada iglesia local. La Cena del Señor, que debería ser el centro, el eje principal que moviera la vida espiritual de la iglesia.


El Señor ordenó que fuese realizada con un solo pan y una sola copa (1Cor.10:16-17), para hacer memoria de ese único sacrificio que Cristo realizó en la cruz por nosotros. 


Y esto debía hacerse hasta que Él volviera, sin embargo, los hombres que se consideran más sabios que Dios o que piensan que el Señor se "olvidó" ese detalle, cuando el tamaño de la iglesia local no permite obedecer ese mandamiento de efectuarlo con un solo pan y una sola copa, tuvieron que quebrantar ese mandamiento divino y acomodarlo a sus propias conveniencias y criterios.

Algunos de estos "sabios" de este mundo dicen que no es bueno hacerlo con una sola copa, mejor es hacerlo con dos, cuatro o con muchas copas individuales, y con muchos pedacitos de pan, los hay también quienes lo han cambiado hasta por galletas, posiblemente imitando la hostia de los romanistas.

La gran mayoría comenzó cuestionando esta ordenanza establecida por el Señor, diciendo que no era conveniente realizarla todos los Domingos porque se haría "rutinaria" y decidieron arbitrariamente cambiarla a una vez al mes, otros prefirieron cada tres meses, también hubieron quienes escogieron una vez al año (y si es para la "semana santa" de los católicos, mejor).

Lo curioso de todo esto, que habiendo ordenado el Señor que se hiciera cada vez que se reunieran como iglesia (la iglesia del Nuevo Testamento la realizó todos los Domingos) y que también en ese día se recogieran las ofrendas (1Cor.16:2), argumentan con la mejor cara de espiritualidad que pueden lograr, que si la hicieran todos los Domingos se transformaría en algo rutinario (¿Cómo que el Señor no pensó en eso?), pero lo extraordinario es que no se les hace "rutinario" recoger las ofrendas todos los Domingos y varias veces por reunión, sino que además las añadieron a todas sus reuniones de la semana.

Finalmente estos pastores asalariados decidieron que la Cena que había ordenando el Señor y que se debería hacer hasta que él vuelva, eso era un estorbo e "imposible de realizar" debido al tamaño que habían alcanzado sus congregaciones. Y la mayoría de las iglesias contemporáneas la han dejado de realizar por instrucción de sus "pastores".

En ese cuerpo que era la iglesia local diseñada conforme al corazón de Dios ("manada pequeña"), no existían "miembros" atrofiados que no cumplieran ninguna labor.


1Cor. 12:27 "Vosotros, pues, sois el cuerpo de Cristo, y miembros cada uno en particular". Como lo señala gráficamente el apóstol: sea ojo, oído, etc. (1Cor.12:18) "Dios ha colocado los miembros cada uno de ellos en el cuerpo, como Él quiso".


Y cada uno tiene asignada una tarea que cumplir, la cual no consiste en pagar a otro para que la realice. Ef.2:10 "Porque somos hechura suya, creados en Cristo Jesús para buenas obras, las cuales Dios preparó de antemano para que anduviésemos en ellas".


Aun considerando que con la primera predicación de los apóstoles durante la festividad de Pentecostés, dice la Biblia que se convirtieron como 3 mil personas; continuaron congregándose de ese modo sencillo y muy eficaz durante siglos, hasta que llegó la corrupción religiosa con Constantino, quien declaró el romanismo en el siglo IV cómo la religión oficial del Estado, y les donó algunos templos paganos de su imperio para que efectuaran sus reuniones.

Total era una religión más de su imperio y él se autoproclamó "sumo pontífice", es decir, jefe supremo de todos los pontífices de todas las diversas divinidades que existían en su reino, incluyendo la católica que había creado por decreto. Posteriormente nace el Césaro-papismo.

Para entender el problema que me plantea, es necesario establecer que no todos los recintos que llaman "iglesia" es donde Cristo es la Cabeza ni existe sometimiento a Su Palabra.

Por lo tanto muchos lugares que han sido levantados solamente por el hombre, dependerán exclusivamente de los hombres para su sustento, y deberán idear otros métodos diferentes a los que el Señor ha dispuesto para que se mantenga "Su casa".

Los gastos de una iglesia local (alquiler, luz, etc.), deben ser mantenidos de la forma que Dios ha dictaminado, con las ofrendas que se deben dar (no "pagar"), como cada uno propuso en su corazón según haya prosperado, el día Domingo (primero de la semana) sin que tu mano izquierda sepa lo que ha dado tu derecha, es decir, ha de ser algo privado entre Dios y cada hermano.


Y esas ofrendas deben principalmente ser destinadas a las necesidades de los hnos. que requieren de una ayuda, no para mantener a uno que no quiere trabajar.


1Cor 16:1 "En cuanto a la ofrenda para los santos, haced vosotros también de la manera que ordené en las iglesias de Galacia.
1Cor 16:2 Cada primer día de la semana cada uno de vosotros ponga aparte algo, según haya prosperado"


Los pastores deberían vivir de la forma que siempre Dios ha dispuesto desde el principio de la creación: 
"Con el sudor de tu frente comerás el pan de cada día". 

No dice con el sudor de los demás, es una responsabilidad de TODOS trabajar por su propio sustento diario.


El gran apóstol Pablo, quien nos dejó un ejemplo digno de imitar al dedicar toda su vida al servicio del Señor, renunciando a su condición de soldado que seguramente era muy bien remunerado de acuerdo a su rango, pero aún así trabajó con sus propias manos para su sustento y no ser gravoso a los hermanos.


Hch. 20:34 "vosotros sabéis que para lo que me ha sido necesario a mí y a los que están conmigo, estas manos me han servido".
Hch. 18:3 "y como era del mismo oficio, se quedó con ellos, y trabajaban juntos, pues el oficio de ellos era hacer tiendas".
2Co 12:14 "He aquí, por tercera vez estoy preparado para ir a vosotros; y no os seré gravoso, porque no busco lo vuestro"


Él nos exhorta con su autoridad apostólica que quedó registrado en la Biblia como Palabra de Dios:


2Tes. 3:10 "Porque también cuando estábamos con vosotros, os ordenábamos esto: Si alguno no quiere trabajar, tampoco coma"
1Tes. 4:11 "y que procuréis tener tranquilidad, y ocuparos en vuestros negocios, y trabajar con vuestras manos de la manera que os hemos mandado"


Es deber de todos los creyentes (incluyendo los pastores), que trabajen. El problema es que los hombres han diseñado un modelo diferente al que Dios ha ordenado y prefieren pagar a un hombre para que haga el trabajo que es de todos los miembros de la iglesia.

Y este esquema planificado y ejecutado con la "sabiduría" e intereses humanos, contrario a lo que el Señor ha mandado, ha producido todos los abusos e inmoralidad que hoy somos testigos en la mayoría de las iglesias, donde vemos que los pastores viven sin trabajar (y mucho mejor que los de la congregación que trabajan por su propio sustento), contradiciendo lo que Dios ordena en Su Palabra.

Por cierto que el Señor nos advirtió en Su Palabra sobre estos personajes que se introducirían en las iglesias, causando mucho daño en el rebaño que debería ser del Señor, no de ellos como sucede en la actualidad.


Hch. 20:29 "Porque yo sé que después de mi partida entrarán en medio de vosotros lobos rapaces, que no perdonarán al rebaño.
Hch. 20:30 Y de vosotros mismos se levantarán hombres que hablen cosas perversas para arrastrar tras sí a los discípulos".

2Pe 2:2 "Y muchos seguirán sus disoluciones, por causa de los cuales el camino de la verdad será blasfemado,
2Pe 2:3 y por avaricia harán mercadería de vosotros con palabras fingidas".


Dios ha repartido dones a cada uno en particular "para que los use". Pero siempre va a ser más fácil tirar unas monedas para que otro haga nuestro trabajo, y de esta manera se forman los pastores asalariados (Jn.10:12-13).


1Co 12:11 "Pero todas estas cosas las hace uno y el mismo Espíritu, repartiendo a cada uno en particular como él quiere.

Rom 12:6 De manera que, teniendo diferentes dones, según la gracia que nos es dada, úsese"


Si en un lugar no logran ofrendar lo suficiente para cubrir los gastos de alquiler y luz, es porque seguramente no merecen que allí se reúna una iglesia donde cada uno desarrolle sus propios dones y responsabilidades.

Dios no es limosnero ni está falto de recursos para estar dependiendo de métodos humanos que Él nunca ha ordenado, menos aún del dinero de aquellos que no pertenecen al reino del Señor, porque muy bien sabemos que Dios reconoce solamente dos reinos, el de la luz y el de las tinieblas, donde cada uno tiene un Señor muy diferente e irreconciliable con el otro.

El Señor de la gloria no necesita ni acepta la cooperación (aunque sea "voluntaria") de aquellos que pertenecen al reino enemigo, los inconversos, que contaminan la ofrenda santa de los hnos.

La única forma que debe sustentarse una iglesia conforme al diseño divino, es que cada uno de los hijos de Dios dé como propuso en su corazón, según haya prosperado. Y esto siempre debe ser algo muy íntimo y privado entre Dios y cada hijo Suyo.

Si esto no alcanza para cubrir los gastos de alquiler, simplemente significa que Dios no ha puesto allí Su nombre porque esos hnos. no se merecen ese privilegio. En cuanto a su pastor, es la responsabilidad de él cumplir con la ordenanza divina de ganarse el pan con el sudor de su frente, y si alguno no quiere trabajar, que tampoco coma.

Pero finalmente cada iglesia tiene el pastor que se merece, la inmensa mayoría ha escogido según el corazón del hombre, tener un pastor asalariado. Y solamente la "manada pequeña" de que nos habló el Señor, ha escogido según el corazón de Dios, no ceder ante la fuerte corriente del mundo y mantener como única Cabeza de la iglesia a su propio Señor y Salvador, al único que dio su vida por sus ovejas.


Ef 5:23 "Cristo es cabeza de la iglesia (la única cabeza, la iglesia no es un monstruo con dos o más cabezas), la cual es su cuerpo, y él es su Salvador".

Col 1:18 "y Él es la cabeza del cuerpo que es la iglesia, él que es el principio, el primogénito de entre los muertos, para que EN TODO tenga la preeminencia" (especialmente en Su iglesia la cuál Él compró con su propia sangre).


Esto no es lo que digo yo, lo cual no tendría ninguna importancia, pero hemos de poner mucha atención, porque es lo que dice el Señor en Su Palabra.

Seguramente que si los hermanos fueran consecuentes con la obediencia que le debemos a nuestro Salvador, los grandes ministerios de los comerciantes de la fe sucumbirían rápidamente, pero eso no sería ninguna pérdida para el pueblo de Dios, muy por el contrario, sería una santificación necesaria para terminar con la corrupción que tanto daño ha hecho a la iglesia, la cual debería ser la casa de Dios (1Tm.3:15)

No olvidemos que el Señor en dos oportunidades expulsó a los comerciantes del templo, cuando inició su ministerio y la segunda al terminar su ministerio terrenal una semana antes de su muerte.


Jn. 2:15 "Y haciendo un azote de cuerdas, echó fuera del templo a todos, y las ovejas y los bueyes; y esparció las monedas de los cambistas, y volcó las mesas;
Jn. 2:16 y dijo a los que vendían palomas: Quitad de aquí esto, y no hagáis de la casa de mi Padre casa de mercado"

Mat 21:12 "Y entró Jesús en el templo de Dios, y echó fuera a todos los que vendían y compraban en el templo, y volcó las mesas de los cambistas, y las sillas de los que vendían palomas;
Mat 21:13 y les dijo: Escrito está: Mi casa, casa de oración será llamada; mas vosotros la habéis hecho cueva de ladrones".


Naturalmente que en el tiempo que lo haga por tercera vez, cuando vuelva nuevamente a este mundo, la purificación será mucho más terrible que en aquellas dos ocasiones cuando estuvo aquí. Y Dios condena no solamente a los que venden, sino que también a los que compran; a todo aquel que ha añadido fuego extraño a la ofrenda santa que debería ser para el Señor Jesucristo, no para el señor González o el señor Muñoz.

Este sistema humano de gobernar una iglesia, es lo que ha hecho posible la proliferación de los comerciantes de la fe. En las iglesias del Nuevo Testamento no existieron "el pastor", la pastora, co-pastor y otros personajes que hoy han incorporado en cada iglesia con poderes omnipotentes y privilegios que les ha permitido no solamente vivir sin trabajar, sino que hacerlo mucho mejor que todos los miembros de su congregación.

Si hubiera existido en cada iglesia del Nuevo Testamento "el pastor", cada carta que se escribió a una iglesia, debería ir dirigida a ellos, sin embargo leemos que todas fueron escritas a:


1Cor. 1:2 "a la iglesia de Dios que está en Corinto"
Ef. 1:1 "Pablo, apóstol de Jesucristo por la voluntad de Dios, a los santos y fieles en Cristo Jesús que están en Efeso"

Col. 1:2 "a los santos y fieles hermanos en Cristo que están en Colosas"

1Tes. 1:1 "a la iglesia de los tesalonicenses en Dios Padre y en el Señor Jesucristo"

Rm. 16:5 "Saludad también a la iglesia de su casa"

Col.4: 15 "Saludad a Ninfas y a la iglesia que está en su casa"
Flm.2 "Arquipo y a la iglesia que está en su casa".


La deducción lógica de la lectura de estos pasajes, es que no existió un pastor en cada iglesia con la autoridad y privilegios que hoy tienen. Hubiera sido una tremenda falta de respeto del apóstol ignorarlos y no dirigir esas cartas a tan importantes personajes, que es lo que se hace en nuestros días cuando se escribe una carta a una iglesia.

Siempre las cartas apostólicas que fueron dirigidas a una iglesia, jamás fueron enviadas a "un pastor" sino a todos los hermanos que se reunían en esa iglesia local, porque no existía uno que estuviera por sobre la congregación. La única Cabeza que se reconocía era la de Cristo, el verdadero Pastor y dueño del rebaño.

Hoy cuando un hno. se atreve a cuestionar algo a "su pastor", éste con arrogancia y desprecio le contesta: "No olvide que yo soy el pastor y que Ud. solamente es una ovejita, Ud. solamente debe obediencia a su pastor, no está aquí para cuestionar a su pastor". Solamente falta decirles que están únicamente para pagar el diezmo y las ofrendas.

Tanto han mentido y engañado estos personajes de la actualidad para elevarse al pedestal de "intocables" y acumular todos los bienes que poseen, sin haber trabajado para ello, que finalmente se han creído su propia mentira.

Por este motivo, perplejos y estupefactos dirán al Señor cuando venga a buscar Su iglesia y a ellos los deje acá para enviarlos al lugar eterno de su condenación. Escucharán atónitos la respuesta del Señor:


Mat 7:22 Muchos me dirán en aquel día: Señor, Señor, ¿no profetizamos en tu nombre, y en tu nombre echamos fuera demonios, y en tu nombre hicimos muchos milagros?
Mat 7:23 Y entonces les declararé: Nunca os conocí; apartaos de mí, hacedores de maldad.



SOLO A DIOS LA GLORIA

Jack Fleming


_________________________

3 comentarios:

  1. Shalom Aleijem
    Amados, que El Olam los bendiga ricamente, veo con tristeza que ustedes no aceptan el pago de los diezmos por obediencia, a si mismo veo que ustedes desconocen los que nuestros hermanos de. Este es tu Dia. Hacen con las ofrendas y los diezmos de los creyentes, como es el caso de nuestros consiervo Beny Hin y el ministerio del Señor Yeshua, es grande el trabajo que ellos hacen para la gloria de Di-s.
    Amados, aveces el celo por las cosas santas nos aturden y no pensamos con claridad, amados es tiempo de unirnos cada día mas porque somos Cuerpo de Cristo, por favor seamos parte de la iglesia que se ira a las nubes y no de la que se quedara, no nos metemos unos a otros,
    En el Amor del Señor.

    ResponderEliminar
    Respuestas

    1. Hablar sobre diezmo, cuando claramente ese mandamiento esta dentro del Antiguo Testamento-Pacto, es Judaizante.

      Benny Hinn es SATÁNICO.

      Leer el libro de Judas, por dar tan solo un ejemplo.

      Ni hablar de Cristo cuando reacciono SANTAMENTE en la puerta del prostituido templo...

      Porque usa términos hebreos?,... cree que estamos en la época de Moisés?...

      Saludos.

      Eliminar
  2. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar

No se permiten comentarios Anónimos, solo con cuenta de Google (Gmail). Gracias.

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...